Anticipan un debate “picante” por los cambios en el reparto de fondos para los municipios

La discusión es histórica. Y se ha vuelto tema de conversación en el mundo político provincial a raíz de la decisión de la gobernadora María Eugenia Vidal de habilitar...
1520660775091

La discusión es histórica. Y se ha vuelto tema de conversación en el mundo político provincial a raíz de la decisión de la gobernadora María Eugenia Vidal de habilitar el debate sobre el criterio con el que se reparten los fondos coparticipables, que el gobierno le envía a los 135 municipios bonaerenses.

Es un tema sensible, como cada vez que se habla de dinero. Se sabe, de antemano, que habrá intendentes contentos y otros enojados. Por cierto, entre unos y otros se contarán tanto opositores como oficialistas.

EL DIA adelantó ayer que en el ministerio de Economía se prepara un proyecto de ley para modificar el régimen de coparticipación a las comunas buscando corregir -aunque sea en parte- las desigualdades sociales y económicas en el basto territorio provincial.

Un punto clave es la modificación del coeficiente que se utiliza para establecer el reparto de una buena aparte de los fondos, denominado Coeficiente Único de Distribución (CUD). Ese ítem se compone de diversos elementos que tienden a definir un criterio muy desigual a la hora de contabilizar la cantidad de dinero que recibe cada municipio al año, en base al número de habitantes que tiene.

Un primer resultado es que todo el interior provincial, con poca densidad poblacional, percibe mucho más dinero por habitante en concepto de coparticipación secundaria (no incluye los grandes impuestos) que los distritos del Conurbano, donde se agolpan millones de personas en poco espacio territorial y existen carencias de todo tipo.

Uno de los componentes más fuertes que forman el CUD –un 37% del mismo- es un criterio basado en datos del sistema de salud local que depende de cada municipio. Como cantidad de camas, complejidad de internaciones, total de consultas, pacientes por día, etc. A mayor complejidad del sistema sanitario local, mayor dinero recibe de la Provincia esa municipalidad. El detalle, y este es un punto especialmente remarcado por las fuentes oficiales, para el gobierno provincial se trata de datos difíciles de comprobar ya que son informados por los propios intendentes, sin intervención de ningún organismo provincial que audite.

La sospecha, que nunca se dirá en público, es que muchos intendentes tienden a inflar las prestaciones locales de salud para recibir más coparticipación secundaria.

Esta es una de las cuestiones que se quiere cambiar para introducir otros criterios, que aún no trascendieron. Una posibilidad es insertar variables que reflejen la realidad social y sanitaria de cada distrito; darle más ponderación a la densidad población, por ejemplo. Es parte de las negociaciones que, invariablemente, el equipo de Vidal deberá mantener con los intendentes de la Provincia.

Categories
Provincial
No Comment

Leave a Reply

*

*

RELATED BY